Los premios alargan la vida. Y si es un Oscar, tres años y medio. Esa es la conclusión a la que llega el estudio estadístico en el que se analizaron las vidas de más de 800 personas del mundo del cine que habían estado nominadas a un Óscar. Comparando la edad que alcanzaron después de conseguir el premio… o no.

Y también se analizaron las vidas, las edades, de otras personas que no tienen relación con el mundo del cine, porque de lo que se trata es de vincular felicidad y longevidad. Y otros aspectos,… porque otra de las derivadas de este estudio es la relación entre felicidad, y número de hijos. También se tienen más después de recibir una noticia como la de un gran premio.